Revista Cirugía Mayor Ambulatoria Vol. 16 / Nº 4

Revista



De la amigdalectomía clásica a la amigdalotomía: ventajas e implicaciones anéstésicas
C. Pàmies Auví, O. Haag
La extirpción de las amígdalas palatinas (del griego amygdale, almendra) también llamada amigdalectomía, amigdalatomía o tonsilotomía, es un proceso descrito hace más de tres mil años siendo en el siglo I a C. cuando Celsus realizó la primera amigdalectomía digital de la que existe documentaciín. Desde entonces hasta el momento actual, son muchas las páginas de libros y revistas que se han escrito con la evolución de esta cirugía practicada tan frecuentemente en la mayoría de los hospitales, principalmente en los centros pediátricos. Cabe destavar el papel de Crowe SJ, quien en 1917 plantea la amigdalectomía por disección combinada con anestesia con éter, técnica quirúrgica vigente aún en la actualidad.

CIR MAY AMB 2011; 16 (4): 151-154

Descargar
Reducción amigdalar por radiofrecuencia en pediatría
M. L. Barragán,lanco, G. Aránguez M. Hervías
Se ha realizado un estudio preliminar donde se evalúa la radiofrecuencia como nueva técnica disponible para tratar casos seleccionados de hipertrofia amigdalar-

CIR MAY AMB 2011; 16 (4): 155-159

Descargar
Cirugía mayor ambulatoria. Estudio de 1.028 operaciones de otorrinolarigología
B. Ágreda Moreno, A. Urpegui García, A. Jimenez Bernadó, E. Serrano Añón, H. Valléz Varela
Los servicios de otorrinolaringología (ORL) se han implicado desde el inicio de la cirugía mayor ambulatoria (CMA) en esta modalidad asistencial que permite una mejor utilización de los recursos disponibles con total satisfacción de los pacientes.

CIR MAY AMB 2011; 16 (4): 160-163

Descargar
Estudio del grado de satisfacción de los pacientes intervenidos en cirugía mayor ambulatoria en un periodo de seis meses
M. T. Valle Vicente, M. C. López Fresneña, I. Manera Ceñal, M. T. Zazo León, A. Expósito Camino
La calidad asistencial está íntimamente relacionada con la satisfacción de los pacientes. En los pacienes intervenidos en cirugía mayor ambulatoria, la satisfacción cobra especial relevancia, puesto que los pacientes permanecen durante un breve espacio de tiempo en el hospital. La expectativas sanitarias de los usuarios están centradas sobre todo en los servicios que reciben por parte de los profesionales. El personal de enfermería es, por lo tanto, una pieza clave en la prestación de los cuidados y en la percepción que los usuarios tienen de los mismos.

CIR MAY AMB 2011; 16 (4): 164-167

Descargar
Análisis de un programa de cirugía ambulatoria de amigdalectomía-adenoidectomía
S. Regueiro Viralín, E. Estévez González, P. Diéguez García,C. Nogueira Negreira, M. López Sánchez, S. López Álvarez
En los últimos años ha sido necesario buscar modelos de asistencia sanitaria que nos permitan mayor eficacia, efectividad y eficiencia en la utilización de los cada vez más escasos recursos. La alta incidencia y prevalencia de patología amigdalar y adenoidea en nuestro medio, ha provocado la rápida adhesión de los servicios de Otorrinolaringología a programas de cirugía mayor ambulatoria, que no precisan de ingreso hospitalario.

CIR MAY AMB 2011; 16 (4): 168-172

Descargar
Termorregulación y manejo perioperatorio
M. Sanjuán Álvarez, E. M. Abad Fau de Casa Juana, M. de la Flor Robledo
El desarrollo de una hipotemia perioperatoria, generalmente moderada (34-35 ºC), es frecuente si no se toman las medidas adecuadas para su prevención y tratamiento. La temperatura corporal de los pacientes puede descender de 1 a 1,5 ºC durante la primera hora de anestesia general por efecto de la redistribución interna del calor. La aparición, en torno a los 34,5 ºC, de la vasoconstricción termorreguladora, explica la estabilización posterior de la temperatura central. Los mismos mecanismos explican la hipotermia bajo anestesia raquídea. Las consecuencias de la hipotermia son bien conocidas: vasoconstricción periférica, incremento de los requerimientos de oxígeno, descenso del metabolismo de fármacos, alteraciones de la coagulación, deterioro de la respuesta inmunológica e iesquemia miocárdica. Todo ello se traduce en un aumento de los eventos cardiológicos, infecciones de la herida quirúrgica, incremento de la pérdida de sangre y, por tanto, mayor riesgo trasfusional y retraso en el alta de los pacienes de la unidad de recuperación postanestésica. La monitorización de la temperatura durante la intervención quirúrgica es imporante para detectar u limitar las complicaciones derivadas de la hipotermia y comprobar la eficacia de los sistemas de calentamiento. El precalentamiento de los pacientes con sistemas de aire forzado en la sala de espera prequirúrgica ha demostrado reducir la redistribución del calor tras la inducción anestésica. El aislamiento pasivo reduce las pérdidas de calor, pero la mayoría de pacientes precisan un calentamiento activo con aire forzado o mantas eléctricas para mantener la normotermia. Se recomienda calentar los fluidos cuando se van a administrar en grandes cantidades y como complemento al calentamiento corporal activo.

CIR MAY AMB 2011; 16 (4): 173-190

Descargar
Bloqueo continuo de los nervios pectorales para cirugía de mama
M. Fajardo Pérez, C. Cucchi, M. Paniagua Montes, J. García Miguel
Hemos leído con gran interés el reciente artículo publicado en su revtivaista por el Dr. Blanco y cols., en él concluye, que el bloqueo ecoguiado de los nervios pectorales puede ser de utilidad en la cirugía reconstructiva de mama como parte de la estrategia multimodal de control del dolor postoperatorio y como alteranativa al bloqueo paravertebral o la epidural torácica. Nosotros también compartimos la opinión de los autores, motivo por el que venimos realizando el "pecs block" en cirugía de mama con buenos resultados.

CIR MAY AMB 2011; 16 (4): 191-192

Descargar
ASECMA © 2014              info@asecma.org              Tel. 902 025 03X